comunidades-fuertes

Comunidades Fuertes realiza veedurías sociales a centros de salud de Tegucigalpa

  • Procesos y atención a usuarios de cuatro centros de salud fueron analizados por miembros de las comunidades de incidencia.
  • Directores de centros también presentaron planes de mejora con base en recomendaciones de los veedores sociales.
  • Secretaría de Salud anunció la inclusión de los cuatro centros en red priorizada.

Tegucigalpa. Más personal médico, abastecimiento de medicamentos y hasta capacitaciones de inteligencia emocional para empleados sanitarios solicitaron a la Secretaría de Salud los habitantes de cuatro colonias de Tegucigalpa, tras realizar veedurías sociales a igual número de centros de salud de diferentes sectores.

El proyecto fue impulsado por el programa Comunidades Fuertes con apoyo técnico de Transformemos Honduras (TH), con el objetivo de mejorar los servicios de salud pública en dichas comunidades.

Los pobladores de las zonas de incidencia de los centros de salud fueron capacitados y asesorados en sus comunidades para practicar veedurías a los establecimientos sanitarios e identificar las debilidades y/o deficiencias en los mismos.

Posteriormente, los veedores sociales elaboraron los informes y los validaron con la cooperación de TH, para socializar los resultados con los directores de los centros de salud, los cuales presentaron a su vez planes de mejora encaminados a solventar los problemas señalados en cada comunidad.

Entre los hallazgos hechos por los líderes comunitarios figuran: escasez de personal médico y administrativo, mala atención al paciente, falta de medicamentos, daños estructurales en los edificios donde funcionan los centros asistenciales (tuberías y cableado eléctrico) e inseguridad en las clínicas y alrededores de las mismas.

En ese sentido, los pobladores recomendaron a las autoridades sanitarias dotar los establecimientos con equipo de acuerdo a la demanda, revisar el inventario básico de medicamentos del presente año, reuniones bimensuales entre los comités de salud y directores de los centros, elaboración de murales de transparencia, coordinar patrullajes con las postas policiales cercanas y conformar comités de apoyo para el mejoramiento de los centros de salud.

Por su parte, los directores de las unidades sanitarias presentaron sus planes de mejora en los que plantearon acciones específicas basadas en las recomendaciones y hallazgos de las veedurías.

“Los animamos para que esto no se quede en planes de mejora y a darle seguimiento desde la población”, manifestó Blanca Munguía, coordinadora de Transformemos Honduras.

Este es el primer ejercicio de este tipo que se realiza en el sistema sanitario hondureño con impulso de miembros de las mismas comunidades. En ese sentido, la Secretaría de Salud planea replicarlo en otros establecimientos.

“Ha sido muy interesante escuchar desde la metodología a la organización que se ha llevado a cabo para poder hacer esto en estos cuatro establecimientos de salud, que no deben ser diferentes de muchos más”, expresó la viceministra de Salud Sandra Pinel.

La funcionaria reconoció que este proceso permite la rendición de cuentas ante la población y anunció que desde el Gobierno se está implementando un nuevo modelo de salud que plantea cambios en la atención de usuarios, tipo de centros de salud y su funcionamiento, para lo cual será necesario el apoyo de las comunidades y sus líderes.

Estas Unidades de Atención Primaria en Salud, Centros Integrales de Salud y Policlínicas, se enfocarán en hacer más eficiente la respuesta del sistema sanitario a la población, por lo que los cuatro centros de salud donde se llevaron a cabo las veedurías sociales serán incluidos en la red priorizada que conforman otros establecimientos de los 18 departamentos del país. En total, la Secretaría de Salud cuenta con 1,600 establecimientos sanitarios a nivel nacional.

Pinel adelantó además que los cuatro centros serán prioridad para la asignación de fondos para infraestructura y contratación de personal.

Comunidades Fuertes es un programa de asistencia social que trabaja de forma simultánea en cuatro colonias donde en años anteriores se registraban altos índices de violencia. Mediante esta iniciativa se brinda asesoría a padres de familia, mujeres, jóvenes y niños en riesgo social en temas como seguridad, educación, salud y convivencia.

+ Haga clic sobre las flechas para ver la fotogalería:

Presentación de informes de veeduría Comunidades Fuertes

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *